Bautismo de Agua Para Bebés y Niños

Este estudio esta disponible en inglés aqui.

Para ver una lista de todos los estudios en este blog, haga clic  aquí.

Porque la salvación de Dios es concedida por la elección de Dios,

según nos escogió en El antes de la fundación del mundo, para que fuéramos santos y sin mancha delante de El. En amor (Efesios 1:4 [LBLA])

Y no por la elección de los hombres,

Porque El dice a Moisés: Tendre misericordia del que yo tenga misericordia, y tendre compasion del que yo tenga compasion. 16 Así que no depende del que quiere ni del que corre, sino de Dios que tiene misericordia. (Romanos 9:15-16 [LBLA])

Vosotros no me escogisteis a mí, sino que yo os escogí a vosotros, y os designé para que vayáis y deis fruto, y que vuestro fruto permanezca; para que todo lo que pidáis al Padre en mi nombre os lo conceda. (Juan 15:16 [LBLA])

Por eso, como ejemplo, a Juan el Bautista se le concedió el espíritu santo mientras aún estaba en el vientre,

Porque él será grande delante del Señor; no beberá ni vino ni licor, y será lleno del Espíritu Santo aun desde el vientre de su madre. (Lucas 1:15 [LBLA])

Antes de que pudiera saber elegir el bien o el mal, en relación a esta escritura que hablaba de otro,

Comerá cuajada y miel hasta que sepa lo suficiente para desechar lo malo y escoger lo bueno. 16 Porque antes que el niño sepa desechar lo malo y escoger lo bueno, será abandonada la tierra cuyos dos reyes tú temes. (Isaías 7:15-16 [LBLA])

Y también la promesa del espíritu santo fue dada a los niños, que eran hijos, en los tiempos de los apóstoles,

Y Pedro les dijo: Arrepentíos y sed bautizados cada uno de vosotros en el nombre de Jesucristo para perdón de vuestros pecados, y recibiréis el don del Espíritu Santo. 39 Porque la promesa es para vosotros y para vuestros hijos y para todos los que están lejos, para tantos como el Señor nuestro Dios llame. (Hechos 2:38-39 [LBLA])

E incluso el reino de Dios se dice que pertenece a los niños,

Entonces le trajeron algunos niños para que pusiera las manos sobre ellos y orara; y los discípulos los reprendieron. 14 Pero Jesús dijo: Dejad a los niños, y no les impidáis que vengan a mí, porque de los que son como éstos es el reino de los cielos. (Mateo 19:13-14 [LBLA])

E incluso en relación cuando el mar fue separado por Moisés, como un tipo de bautismo de agua por lo cual todos los israelitas pasaron,

Porque no quiero que ignoréis, hermanos, que nuestros padres todos estuvieron bajo la nube y todos pasaron por el mar; y en Moisés todos fueron bautizados en la nube y en el mar; (1 Corintios 10:1-2 [LBLA])

Extendió Moisés su mano sobre el mar; y el Señor, por medio de un fuerte viento solano que sopló toda la noche, hizo que el mar retrocediera; y cambió el mar en tierra seca, y fueron divididas las aguas. 22 Y los hijos de Israel entraron por en medio del mar, en seco, y las aguas les eran como un muro a su derecha y a su izquierda. (Éxodo 14: 21-22 [LBLA])

Que incluía niños,

Y partieron los hijos de Israel de Ramsés hacia Sucot, unos seiscientos mil hombres de a pie, sin contar los niños. (Éxodo 12:37 [LBLA])

Y que el bautismo de agua no debió ser impedido incluso a los gentiles que recibieron el espíritu santo, que una vez fueron anteriormente excluidos de Israel y extraños a los pactos de la promesa,

Recordad, pues, que en otro tiempo vosotros los gentiles en la carne, llamados incircuncisión por la tal llamada circuncisión, hecha por manos en la carne, 12 recordad que en ese tiempo estabais separados de Cristo, excluidos de la ciudadanía de Israel, extraños a los pactos de la promesa, sin tener esperanza, y sin Dios en el mundo. (Efesios 2:11-12 [LBLA])

¿Puede acaso alguien negar el agua para que sean bautizados éstos que han recibido el Espíritu Santo lo mismo que nosotros? 48 Y mandó que fueran bautizados en el nombre de Jesucristo. Entonces le pidieron que se quedara con ellos unos días. (Hechos 10:47 [LBLA])

Por lo tanto, el bautismo en agua tampoco debe impedirse a los bebés ya los niños, porque la salvación se extiende no sólo a un hombre, sino también a los niños en su casa,

Ellos respondieron: Cree en el Señor Jesús, y serás salvo, tú y toda tu casa. (Hechos 16:31 [LBLA])

Porque el marido que no es creyente es santificado por medio de su mujer; y la mujer que no es creyente es santificada por medio de su marido creyente; de otra manera vuestros hijos serían inmundos, mas ahora son santos. (1 Corintios 7:14 [LBLA])